#Elecciones2019 #LaPampa Rotundo triunfo del #Peronismo. #Cambiemos sigue invicto…pero en victorias

#Elecciones2019 #LaPampa Un nuevo batacazo electoral deja en claro que la gente quiere «cambiar» el cambio. El peronismo gobernará en La Pampa, nuevamente. #Cambiemos sigue invicto, en victorias. Suma su 9 derrotas consecutiva (sin contar Mendoza, donde también perdió).

El candidato del Frente Justicialista Pampeano, Sergio Ziliotto, se transformó en el nuevo gobernador de La Pampa con 52,66% de los votos.

Muy lejos, Daniel Kroneberger, de Cambiemos, cosechó tan solo el 31,83% de los votos.

El gobernador electo, sostuvo al respecto:

«Justicia Social, Independencia Económica y Soberanía Política. Esas son las banderas que siguen eligiendo los pampeanos»

Tambien participaron de la elección Juan Carlos Tierno (Comunidad Organizada) con 7,18%, Daniel Robledo (Pueblo Nuevo) con 3,46%, Rubén Ojuez (Frente Popular Pampeano) con 1,40%, Luis Solana(PS) con 1,87%, Gladys Flores con 0,86%(Desde el Pie) y Jonatan Gómez (MST) con 0,75%

Las elecciones en La Pampa

Con un total de 282.055 empadronados para votar, la participación superó el 82% de los ciudadanos. Los pampeanos y pampeanas tuvieron una jornada electoral democrática y tranquila.

En una elección que se redibujo por la decisión de Verna, los pampeanos y las pampeanas eligieron entre ocho listas a su nuevo gobernador y vice. También se encontraban en disputa 30 cargos para diputados titulares y 10 suplentes provinciales. Además, intendentes, concejales y jueces de paz en 79 localidades de la provincia.

Sergio Ziliotto, con el respaldo del actual gobernador Carlos Verna, se impuso en las elecciones y gobernará la provincia hasta 2022. Cabe reasaltar que el PJ, gobierna la provincia desde 1983. Se reafirma el espíritu peronista en la llanura pampeana, tierras donde Macri esperaba dar un batacazo. Algo que no sucedió.

9 derrotas en 9 elecciones
y el movimiento de la dama

Tras nueve derrotas consecutivas (sin contar las elecciones municipales de Mendoza, donde también fueron derrotados), el oficialismo nacional se encuentra frente a un panorama electoral crudo. Tan crudo como la realidad que vive el país.

La gente le ha dicho basta al macrismo en cada una de las elecciones que se realizaron en los distintos distritos.

San Juan, Neuquen, Río Negro, Entre Ríos, Chubut, Santa Fe, Mendoza y Córdoba ya se pronunciaron en su dictamen electoral. Y para agregarle, la noticia de que CFK será vicepresidente en la formula Fernández-Fernández, le quita la última herramienta que tenía este gobierno para sostener su nulo éxito político: la grieta.

Esa ruptura que vienen generando desde 2015, perdió su fuerza el sábado a la mañana cuando Cristina, se apartó del poder y llamó a una Unidad Amplia del Peronismo para generar un Contrato Social que «salve a la Argentina«.

Esta postura hace que todos los sectores puedan integrar esa formula de Unidad que lleva a CFK pero que no la encabeza.

Se les quemaron los papeles, la economía está en llamas, la sociedad no aguanta más, no tienen proyecto de gobierno y se quedaron sin su principal herramienta: grieta.

Parece que los argentinos querían un cambio, pero no esto. Parece que en octubre,finalmente, se van.

Anuncios

GVT Noticias

Lic. en Comunicación Social, Periodista y Social Media Planner.

Deja tu comentario...

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.