“Volvimos al mundo” pero de los años 30

Volvimos al mundo y el mundo no está. Es que cerró sus puertas y sólo deja entrar a sus amigos ¿y quién dijo que Argentina es amiga del mundo?

Abrimos la economía cuando el mundo entero decide cerrar sus fronteras, disminuir su consumo de producción exportada y solo recibe inversiones.

No hace falta ser un economista experimentado para darse cuenta que no nos conviene.

Es que la crisis de 2008-09 realmente es grave a nivel sistémico. La especulación financiera fue tan nefasta para el mundo entero que se lo término devorando.

Y las mentiras -tarde o temprano- se enfrentan con la realidad: no se puede gastar mas de lo que se tiene. Tarde o temprano se llega a un colapso financiero.

Y es lo que le paso al mundo. Principalmente a EEUU, quirn tradlado su crisis a los demás. En ese contexto, con grandes aciertos y errores, nuestro país estaba inserto en una propuesta innovadora tanto económica como política y financiera. O al menos comenzaba a inmiscuirse.

Me refiero al BRICS. La alianza estratégica de comercio entre Brasil, Rusia, India, China y Sudafrica.

Países que cuentan con los puertos mas importantes del mundo y manejan un % de la producción y el comercio mundial.


Interrogantes de un mundo que “cambió”


¿Por qué se decidió abrir importaciones, volver al sistema de especulación financiera y desmantelar el consumo interno y la producción nacional, en un contexto donde el mundo retoma los principios básicos del keynesianismo, cerrando fronteras y disminuyendo el consumo de productos extranjeros?

¿Por qué Donald Trump ganó en EEUU, Macron en Francia; por qué Inglaterra busca salir del bloque económico; por qué destituyeron a Dilma; por qué ganó Macri; por qué estamos dónde estamos?

La pregunta es sumamente compleja y la respuesta no es sencilla.

Pero si me pregunta, luego del radical “cambio” del mundo y -principalmente- de América Latina, le digo que todo es intencional. Y no salimos beneficiados de ello.

Basta analizar solo algunos apellidos de quienes conforman nuestro gobierno nacional para descubrir vínculos directos con los gobernantes del modelo Agroexportador de los años 30′, el pacto Roca-Ruciman y ese modelo de país. Apellidos asociados al golpe del 55′ y -también- al del 76′. Todos fieles representantes del histórico Partido Conservador (véase la historia Argentina previa a la Ley Sáenz Peña de Sufragio Universal).

Es mas, un destacado dirigente del PRO, una vez me dijo: “yo creo fervientemente en el modelo de país de Julio A. Roca“.

¿Pero que significa eso? Solo basta recordar las palabras de Roca(h) en Inglaterra (cita ” somos una extensión del imperio británico”), compararlas con la bajeza histórica de lo proclamado en el bicentenario (“deben haber sentido lastima de separarse de España”), así como el hecho de que Federico Pinedo es pariente directo de uno de los dirigentes que sostuvo ese pacto (incluso mataron a un diputado en plena sesión para evitar la denuncia VER vídeo Canal Encuentro), entre otros.


La década infame, Pinedo y un disparo en el Congreso



Una nueva crisis mundial: viento en contra


Todos estos sucesos dejan entrever una gran crisis mundial -como la de aquellos tiempos-, un contexto mundial muy distinto y una solución ajena a las necesidades de este tiempo: ser una colonia comercial, otra vez.

El tema es que las condiciones no nos favorecen puesto que esos países a los que el actual modelo de país busca subordinarse, no están interesados en nosotros.

Es decir, estamos perdiendo la oportunidad histórica de formar bloques económicos reales como son el BRICSA, CELAC, UNASUR e -incluso- el Mercosur, para pedir las migajas de un sistema económico que se desangra y no esta dispuesto a dejarnos ser parte de lo que se viene.

Mas allá de las disputas internas que acontecen en lo político, en la cual tengo una posición clara y que no oculto; “en el modelo de país” planteado por este gobierno de tinte oligárquico (sus dirigentes son cercanos y descendientes de ella) no es rentable ni a corto ni a mediano ni a largo plazo.

En 1930, al menos leyeron el contexto y desarrollaron la industria y el consumo interno. Hoy no se sabe bien que se está haciendo.

Es una especie de azar donde la especulación reina y gobiernan los manotazos de ahogado. Ya vivimos 4 procesos así y la historia nos indica hacia donde nos dirigimos.

Lo que si le puedo asegurar y es opinión mía: es que es completamente intencional…y no nos beneficia.

gvtnoticias

Desde San Luis al mundo, lo que necesitas saber...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: